domingo, 30 de septiembre de 2012

Bosque bello querido


El año 1999, cuando salí de la universidad, estaba lleno de optimismo y ganas de aportar con mis conocimientos, al desarrollo forestal del país...

En mis años de estudio, tuve la fortuna de salir muchas veces a terreno, a lugares maravillosos de mi región, y también de más al sur. Tuve la oportunidad de ir a la expo-corma, a conocer la última tecnología disponible para el desarrollo del sector. A su vez que me llené de folletos para aprender de las mismas....

Pero..... Siempre hay un pero..... Durante mis estudios sólo me preocupé de ello, estudiar.... Jamás busqué la oportunidad de comezar a "mostrarme", para que me fueran conociendo, y a futuro tener alguna oportunidad laboral.... Mi práctica profesional no fue la excepción. La realicé en un proyecto chileno-francés de manejo de montes; pero sus integrantes ya estaban definidos y pasé a ser uno de tantos que desfilaron por esas oficinas..... Para colmo, el bosque en estudio se quemó, y por el mal manejo de las autoridades nacionales, los franceses decidieron retirarse.... Pero eso es otro tema....

Hoy, que estoy en un trabajo radicalmente distinto a la disciplina estudiada, veo con mucha pena que, día a día, se pierde masa forestal nativa; se pierden espacios públicos donde la gente puede visitar las bellezas naturales; se pierde conciencia del entorno; y se pierden conocimientos de muchos que, al igual que yo, algún día soñaron con ese mundo, el forestal.....

Hay dos corrientes con respecto al bosque nativo: Los que quieren ponerle candado y que nadie ingrese a intervenirlo. Y los que son partidarios de intervenirlo someramente, regenerar lo intervenido y mantener las especies de este (obviamente las especies comerciales, lo que atenta contra su riqueza heterogénea).... Yo tengo una tercera postura: Si ama los bosques, y tiene dinero, compre un suelo en que históricamente hubo bosques y proceda a forestarlo. No me refiero a suelos agrícolas, sino que a suelos erosionados y/o abandonado a su suerte.

Por mi parte, disfrutar de la paz que sólo se encuentra en ese ambiente, que aprendí a conocer, a entender y a querer....

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por dedicarme tu tiempo y tus palabras...