viernes, 1 de junio de 2012

La vida misma

Naces y sin decir agua va, al primer llanto o te encajan una pechuga en la boca, o te desnudan porque podrías haberte ensuaciado...
Pasa el tiempo, todos quieren que aprendas a hablar, pero cuando quieres opinar, eres muy niño y no debes meterte en conversaciones de "grande"....
Nunca te acomplejó demasiado el que en tu casa te vieran desnudo; hasta que llega la adolescencia.... Eso es como revivir el pecado original....
Si tienes 13 y embarazas a una compañera... Oh! ¡Qué escándalo!... ahora, si tienes 16 y ella 13... Automáticamente descubres que a partir de los 14 eres imputable ante la ley.... ¡Penas del infierno!.... Me detendré aquí sólo para señalar que ahora algo te toma en cuenta la "justicia"....
Otra cosa es que te tomes el colegio.... Tanto pataleo y te das cuenta que poco te pescan... Pero cumples 18 y ya te tientan para conquistar tu voto....
Puedes ser alcalde o concejal... Mejor estudiar un poco más y ser parlamentario (muchos trabajan sólo para las campañas)....
Recién titulado y cualquier obrero piensa saber más que tú... Obvio, cada trabajo tiene sus "mañas" que no enseñan en la Universidad...
Sigues creciendo, te llega una segunda juventud... ¡Felicitaciones!, además tienes edad para postular a la presidencia....
Llegas a los 50... Ya eres un cacho... Ahí te das cuenta que la experiencia no tiene valor agregado....
Estás llegando a los 60... sólo esperan que te jubiles...
¡Te jubilaste!.... Te das cuenta que tus ahorros no alcanzan para nada.... ¿Por qué?.... Alguien inventó algo llamado AFP... Otro las autorizó a tener más participación en mercados extranjeros... Vino la crisis norteamericana y desde ahí en adelante, tus ahorros se fueron a las pailas....

Si una vida así te pareció corta y efímera: Vive la tuya segundo a segundo, da lo mejor de tí, respeta a tus semejante y no te amargues....

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por dedicarme tu tiempo y tus palabras...